jueves, 30 de abril de 2015

Ludopatía bursátil

El trading intenta obtener beneficios en períodos cortos o intradía usando en general productos derivados. Hablamos de esto en el artículo pasado "Inversor inteligente o trader kamikaze". Bien, existe también un fenómeno que tiene su nombre, este es la ludopatía bursátil.

Ludopatía bursátil


La ludopatía bursátil es una enfermedad, como lo es la ludopatía de las máquinas tragaperras de los bares. Sin embargo suele estar muy bien vista, como lo estaba el tabaquismo en el siglo pasado. Tiene su componente técnico, de especialización, y eso hace que ser trader tenga más la reputación de rico inteligente que adicto a las tragaperras y al casino. Sin embargo, al menos los jugadores de tragaperras saben bien que es un juego de azar. Los traders ludópatas piensan que es cuestión de estrategias. De hecho han proliferado de forma ingente los cursillos de bolsa, de cómo ganar 1000 euros en cuestión de horas, etc. Claro que se pueden ganar mil euros apostando 100, basta que suba la bolsa un uno por ciento, pero es mucho más sencillo que los pierdas. Basta que antes de subir ese 1 por ciento baje primero un 0,1% par que se te cierre la posición y no puedas esperar a que suba. La fiebre del trading, comerciante en español, es como el peor de los casinos. Se engaña a muchísima gente, y más en tiempo de crisis, para que sólo ganen unos cuantos, estos son, los brokers. Y es que en el corto plazo la bolsa es un juego de sumar cero, si alguien compra es porque alguien vende y viceversa. En el largo plazo no, puesto que si la empresa crece gracias al sudor de sus trabajadores, eso es valor real que se crea.

En fin, la ludopatía bursátil se caracteriza por la sensación de nerviosismo y ansiedad al abrir una posición, la euforia extrema si al poco tiempo se gana dinero y el pánico y tristeza si se pierde, lo cual puede nublar la toma de decisiones y llevarnos al lado más psicológico de la bolsa, el peor enemigo a la hora de invertir. Finalmente el comerciante de bolsa (trader en inglés, pues no son por lo general inversores a largo plazo basados en fundamentales) al final no obtienen buenos resultados y bien salen escaldados de la bolsa, o bien siguen por las sensaciones que le produce este tipo de apuestas, exactamente como la gente enganchada a las tragaperras. Saben que acabarán perdiendo, pero la sensación de poder eventualmente ganar algo en el corto plazo les motiva a seguir jugando.

En Estados Unidos hay ya lugares donde ayudan a rehabilitarse de este tipo de ludopatía. El período de recuperación gira en torno a los dos años. Asociaciones de brokers y bancos se han opuesto a su implantación. Lógicamente tienen mucho interés en aprovecharse de estas personas que, como decía en el post anterior "Inversor inteligente o trader kamikaze", son, en mi opinión, productos del marketing.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Deja aquí tu comentario. Anímate que tu opinión me interesa! Verás que si participas en la comunidad activamente aprenderás muchísimo más, serás mejor inversor y alcanzarás antes tus metas!

¿No sabes qué regalar? 
Regalo original esmartsongs
Regala una canción personalizada. 
Una inversión en valor muy original.
Mi foto

Inversión independiente, en valor y a largo plazo. El dinero se mide en tiempo libre.

Sígueme en tu email